Inicio » Medicina » Esquizofrenia catatónica: el subtipo más extraño de esquizofrenia

Esquizofrenia catatónica: el subtipo más extraño de esquizofrenia

Esquizofrenia catatónica el subtipo más extraño de esquizofrenia

La esquizofrenia catatónica es un subtipo de esquizofrenia. En ella la característica principal es una gran alteración motora que puede presentarse tanto por inmovilidad como por actividad motora excesiva. De hecho, uno de los síntomas más increíbles de este trastorno es que el paciente puede adoptar extrañas e incómodas posiciones durante horas.

Es el subtipo de esquizofrenia más raro, tanto por los síntomas que presenta como por su prevalencia. En este sentido se estima que solo 1 a 2% de los pacientes con esquizofrenia son del subtipo catatónico.

Sin embargo, para entrar en contexto, hablaremos acerca de la esquizofrenia y luego nos adentraremos en una de las patologías más enigmáticas del campo de la psiquiatría: la esquizofrenia catatónica.

Primero que nada, es importante definir en general a la esquizofrenia. Se trata de un trastorno mental grave y crónico caracterizado por alteraciones en la percepción de la realidad, cognitivas, afectivas y psicosociales.

Los síntomas que caracterizan a la esquizofrenia pueden dividirse en dos grandes categorías

  • Síntomas positivos: los cuales implican una distorsión de las funciones normales de la persona. Cómo las alucinaciones (percepciones falsas). La persona puede creer que está oyendo voces, viendo o sintiendo algo que no está sucediendo en realidad y los delirios (creencias falsas, que se creen con toda convicción a pesar de la lógica). Por ejemplo, la persona cree firmemente que es el rey de España, que es el elegido o mesías, que alguien lo está persiguiendo… Etc.
  • Síntomas negativos: estos implican una disminución o pérdida de las funciones normales.  Entre ellos tenemos el embotamiento afectivo (la persona no muestra emociones, su rostro se vuelve inexpresivo), pobreza en el habla, anhedonia que es la incapacidad para experimentar placer y la falta de sociabilidad.

Entre otros síntomas podemos mencionar la desorganización del pensamiento y el lenguaje, la conducta extravagante, el deterioro cognitivo, la tendencia al suicidio y las alteraciones motoras de las cuales hablaremos con más profundidad en la esquizofrenia de tipo catatónico.

Esquizofrenia catatónica
Imagen 1. La esquizofrenia se trata de un trastorno mental grave y crónico caracterizado por alteraciones en la percepción de la realidad, cognitivas, afectivas y psicosociales.

Tradicionalmente se conocen 5 subtipos de esquizofrenia

Anteriormente, resultaba práctico clasificar los subtipos de esquizofrenia de acuerdo a los síntomas predominantes. En este sentido, se ha clasificado la enfermedad en 5 grandes subtipos.

1. Esquizofrenia paranoide: en las que son comunes las alucinaciones auditivas y los delirios del tipo persecutorio. Es decir, la persona cree que alguien o algo está persiguiéndolo o buscando hacerle daño de alguna manera.

2. Esquizofrenia desorganizada: destaca el habla incoherente o desorganizada y el embotamiento afectivo.

3. Esquizofrenia residual: en la que solo persisten los síntomas negativos o los positivos pero en forma atenuada.

4. La esquizofrenia catatónica: en donde predominan los síntomas motores.

5. Esquizofrenia indiferenciada: mixta, cuando no puede clasificarse en las otras categorías.

Sin embargo, era muy frecuente que los pacientes presentaran síntomas pertenecientes a más de un subtipo. Por este motivo, la edición más reciente del manual diagnóstico y estadístico de enfermedades mentales (DSM-5) ha suprimido esta clasificación.

Esquizofrenia catatónica

Recuerdo muy bien lo impactada que estaba el día que mi profesora de psiquiatría explicó acerca de este tipo de esquizofrenia en su clase. Ella es una psiquiatra con muchos años de experiencia, y nos contaba que en todo ese tiempo solo había visto un caso de esquizofrenia catatónica.

Se trataba de una chica joven, con antecedentes familiares de esquizofrenia y el suceso detonante fue una ruptura amorosa. En las pasantías en el hospital junto con ella, si vimos, sin embargo muchos casos de esquizofrenia paranoide.

Hay algo que diferencia a la esquizofrenia catatónica de los demás subtipos, y sin duda la hace la más enigmática y sorprendente de todas. En ella las alteraciones que predominan son las de las funciones motoras de la persona, como se había mencionado anteriormente.

Entre las alteraciones motoras que encontramos están la pobre respuesta a estímulos externos: el paciente no responde cuando se le habla (mutismo), no reacciona ante el dolor, o lo hace pobremente, y puede llegar incluso al estado de estupor que es el que precede al coma.

Aunque es importante aclarar que existen diversos trastornos tanto médicos, cómo causados por fármacos y tóxicos que pueden llevar al paciente a un estado de catatonia. Además la catatonia también puede estar asociada a otros trastornos psiquiátricos como la depresión o la bipolaridad.

Síntomas

Entre los síntomas más sorprendentes está la acinesia, esto quiere decir que literalmente el paciente no se mueve, puede quedar durante horas en una misma posición extraña sin cambiar de posición, y sin que esta sea ocasionada por algún tipo de parálisis. Es un trastorno netamente psiquiátrico.

Flexibilidad cérea
Imagen 2. Flexibilidad cérea. Créditos: Wikimedia

Otro síntoma característico es el denominado como «flexibilidad cérea» esto quiere decir que si mueves por ejemplo la extremidad de un paciente esta se queda en la posición en que la dejaste, como si la persona estuviera hecha de plastilina o cera.

De igual manera, está el otro extremo. Esta enfermedad también puede manifestarse con un estado motor agitado, es decir, con movimientos extraños sin ningún propósito definido y lenguaje completamente incoherente. Puede a su vez presentarse con ecolalia que es la repetición de todo lo que dice la otra persona, o ecopraxia que se define como la imitación de los movimientos del otro.

El siguiente vídeo elaborado por la Universidad Newcastle, ilustra los síntomas que pueden encontrarse en el paciente con esquizofrenia catatónica, entre ellos el agarre forzado, la flexibilidad cérea, la oposición, el negativismo y la aversión.

¿Qué emociones experimenta un paciente en estado catatónico?

Es difícil decir que pasa por la mente de un paciente. Pero se cree que las personas en estado catatónico, experimentan emociones increíblemente intensas e incontrolables.

Estas emociones pueden ser de una alegría extrema o un gran miedo y ansiedad. De hecho, al salir del episodio catatónico pueden llegar a autolesionarse o a agredir a otros.

¿Cómo se diagnostica la esquizofrenia catatónica?

Para diagnosticar a un paciente con esquizofrenia catatónica debe cumplir con los criterios diagnósticos de esquizofrenia y 3 o más de los síntomas enumerados en el siguiente cuadro:

A. El cuadro clínico está dominado por tres (o más) de los síntomas siguientes:
1. Estupor (es decir, ausencia de actividad psicomotora; no interactuar activamente con el entorno).
2. Catalepsia (es decir, inducción pasiva de una postura mantenida contra la gravedad)
3. Flexibilidad cérea (es decir, resistencia leve y constante al cambio de postura dirigida por el examinador).
4. Mutismo (es decir, respuesta verbal ausente o escasa [excluir si hay afasia confirmada]).
5. Negativismo (es decir, oposición o ausencia de respuesta a instrucciones o estímulos externos).
6. Adopción de una postura (es decir, mantenimiento espontáneo y activo de una postura contra la gravedad).
7. Manierismo (es decir, caricatura extraña, circunstancial de acciones normales).
8. Estereotipia (es decir, movimientos repetitivos, anormalmente frecuentes, no dirigidos hacia un objetivo)
9. Agitación, no influida por estímulos externos.
10. Muecas.
11. Ecolalia (es decir, imitación del habla de otra persona)
12. Ecopraxia (es decir, imitación de los movimientos de otra persona).
Criterios diagnósticos del DSM-5 para la catatonia asociada a otro trastorno mental.

¿Cuál es el tratamiento de la esquizofrenia catatónica?

El tratamiento de la esquizofrenia catatónica comprende, en primer lugar, el tratamiento de la esquizofrenia en sí.

Se debe iniciar un tratamiento psicosocial en el cual se involucre el paciente y la familia. Estas terapias deben enfocarse a proporcionar información acerca de qué consiste la enfermedad, resaltar la importancia que tiene el cumplimiento de tratamiento, e identificar rápidamente una recaída.

En cuanto al tratamiento farmacológico tenemos los denominados antipsicóticos. Estos fármacos deben ser prescritos por el psiquiatra y controlados, debido al riesgo de que se desarrolle el síndrome neuroléptico maligno.

En cuanto a la catatonia, las benzodiazepinas han demostrado efectividad, y entre las más usadas tenemos al lorazepam y al diazepam.

También, es necesario en algunos pacientes utilizar la terapia electroconvulsiva (TEC) que es un procedimiento que se lleva a cabo con anestesia general y que consiste en pasar pequeñas corrientes eléctricas a través del cerebro, para desencadenar una convulsión breve de manera intencional, y que ha reportado una mejoría de los síntomas, sobre todo en pacientes que no toleran el tratamiento farmacológico.

Imagen 3. La terapia electroconvulsiva (TEC) consiste en provocar una crisis comicial generalizada mediante una estimulación eléctrica del sistema nervioso central.

Conclusión

Para concluir podemos decir que la esquizofrenia en general es una entidad patológica que afecta significativamente la calidad vida de muchas personas, sin embargo, la psicoterapia y el tratamiento farmacológico han mostrado diversos grados de efectividad y han ayudado a muchos de estos pacientes.

Por otro lado, la esquizofrenia catatónica, es una de las enfermedades más misteriosas, principalmente por los síntomas motores que presenta. Así, esperamos que con un mayor entendimiento de los procesos que conducen a esta enfermedad podamos encontrar tratamientos más efectivos para ellos.


Bibliografía

  1. Tamminga, C. 2018, octubre. Esquizofrenia, Manual MSD versión para profesionales. Recuperado de: https://www.msdmanuals.com/es-ve/professional/trastornos-psiqui%C3%A1tricos/esquizofrenia-y-trastornos-relacionados/esquizofrenia
  2. Asociación Americana de Psiquiatría, Guía de consulta de los criterios diagnósticos del DSM 5. Arlington, VA, Asociación Americana de Psiquiatría, 2013.
  3. Ministerio de sanidad y consumo de Catalunya. 2009, Guía práctica clínica sobre la Esquizofrenia y el trastorno psicótico incipiente. Recuperado de: https://portal.guiasalud.es/gpc/guia-de-practica-clinica-sobre-la-esquizofrenia-y-el-trastorno-psicotico-incipiente/
  4. Olazabal N E y Cols. Catatonia, a propósito de un caso. Rev. Asoc. Esp. Neuropsiq., 2011; 31 (109), 111-119.
  5. Clínica Mayo. Atención al paciente: pruebas y procedimientos, 2019/junio/24, Terapia electroconvulsiva. Recuperado de: https://www.mayoclinic.org/es-es/tests-procedures/electroconvulsive-therapy/about/pac-20393894&ved=2ahUKEwjP0M7YqLnoAhWCY98KHWsIDc4QFjABegQIDRAG&usg=AOvVaw29uvWufdVXSAvmKbFuoba5

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la experiencia del usuario en nuestra página. Si sigues navegando estás aceptando su uso. ​Más información: Políticas de cookies.