Inicio » Medicina » ¿Qué es el sistema tegumentario humano? Estructuras y funciones

¿Qué es el sistema tegumentario humano? Estructuras y funciones

¿Qué es el sistema tegumentario humano? Estructuras y funciones de la piel.

En este artículo estaremos hablando de la anatomía del sistema tegumentario así como de las partes que lo componen. Empezaremos por las generalidades y poco a poco iremos profundizando. Veremos qué estructuras lo conforman y cómo funciona la piel, la cual permite la comunicación entre el exterior y el interior del organismo.

Así, el sistema tegumentario contribuye activamente en el equilibrio de nuestro cuerpo. La piel constituye el órgano más grande del cuerpo, y junto con sus apéndices (cabello, uñas, glándulas), constituye la primera barrera protectora del organismo y también nos permite captar las sensaciones exteriores.

Nota: Generalmente para denotar los vasos sanguíneos se utiliza el color rojo para las arterias (transportan sangre con oxígeno O2), el color azul para las venas (llevan sangre sin O2), el color verde para los vasos linfáticos y el color amarillo para los nervios.

¿Qué es el sistema tegumentario?

Del latín: tegumentum: «lo que cubre, cubierta». El tegumentointegumento o sistema tegumentario es el órgano que recubre la totalidad del cuerpo humano, representa la primera barrera de protección contra agentes invasores externos. 

El sistema tegumentario está compuesto por la piel, y sus apéndices (cabello y uñas), las glándulas (sudoríparas y sebáceas) y los receptores sensitivos. Este sistema es sumamente importante porque, ayuda a la homeostasis de nuestro organismo.

De esta manera, para mantener dicha homeostasis del cuerpo, el sistema tegumentario trabaja para retener el agua y otras sustancias esenciales para nuestro organismo. De igual manera, nos mantiene aislado de factores externos. Además de la protección, mantiene el equilibrio de nuestra temperatura corporal, y mediante sus receptores nos permite sentir ya sea dolor o placer y captar estímulos del exterior.

Por ejemplo, sin el sistema tegumentario, no pudiéramos flotar, ya que el agua entraría a todo nuestro interior, por otro lado, las bacterias nos atacarían con mayor facilidad; de igual manera, perderíamos incontrolablemente agua y calor, por lo tanto, moriríamos deshidratados por hipotermia.

Anatomía de la piel

¿Qué es la piel?

De los componentes del sistema tegumentario, la piel es el más extenso, por lo que también, es el mayor órgano que poseemos, tanto en superficie como en peso. En adultos la piel cubre aproximadamente una superficie de 2m2 y tiene entre 4.5 y 5.0 kg del peso corporal del cuerpo (aprox. un 7%). Es nuestra primera barrera de protección contra microorganismos e inclemencias ambientales en rangos tolerables.

Cabe recalcar que, de todos los órganos es el que mejor se puede inspeccionar a través de un examen físico inicial, pero también es el que está más expuesto a lesiones y enfermedades cutáneas, razón por la cual es importante su observación.

La piel también nos puede indicar síntomas de infecciones o enfermedades en órganos internos. El flujo de la sangre a través de los vasos sanguíneos superficiales de la dermis permite diagnosticar ciertos trastornos o enfermedades, como por ejemplo:

Cianosis.-Eritema.-Ictericia.

Cianosis (piel de color azul): cuando la sangré no lleva suficiente oxígeno (hipoxia). Se aprecia en la piel delgada, como los labios, los párpados y el lecho de las uñas

Eritema (piel roja): producto del exceso de radiación, infecciones, reacciones alérgicas. El eritema es un signo de distintas enfermedades infecciosas.

Ictericia (piel amarilla): asociado generalmente a trastornos hepáticos. En la sangre se acumula un pigmento llamado bilirrubina, que confiere dicho color a la piel y ojos.

Funciones de la piel

La piel tiene diversas funciones esenciales para la subsistencia del ser humano. La mayoría son de protección, de igual manera, se debe tomar en cuenta que, como todo, la piel tiene un límite tolerable a los factores ambientales externos (golpes, radiación, factores químicos, etc.).

Funciones¿Cómo se lleva a cabo?
Protección :
-Daños mecánicos (golpes), químicos y bacterianos.






-Radiación solar
La piel contiene queratina (endurece las células), también grasas para amortiguamiento y es sensible a la presión y dolor (esencial para estar alerta).
De igual manera dispone de una superficie ligeramente ácida producto de las secreciones, lo que permite inhibir muchas bacterias. Así los fagocitos absorben agentes extraños de la superficie para evitar que penetren.

Los melanocitos producen melanina que nos ayuda a protegernos de los rayos solares (hasta cierto grado).
Contención:Proporciona soporte y retención de las estructuras, órganos y líquidos extracelulares.
Regulación térmica: A través del sudor libera energía calorífica para mantener el cuerpo en temperaturas aceptables para su correcto funcionamiento. Y, para evitar la pérdida de calor, se reducen los diámetros de los vasos sanguíneos para así mantener el calor (vasoconstricción).
Eliminación de residuos metabólicos:Las glándulas sudoríparas al ser estimuladas producen el sudor, que contiene agua, urea, ácido úrico, entre otras.
Sensibilidad:Nos permite percibir sensaciones como por ejemplo el dolor, frío o el calor mediante los nervios y terminaciones sensitivas.
Síntesis y almacenamiento de vitamina D:Mediante la luz solar sintetiza vitamina D.
Tabla 1. Funciones de la Piel.

¿Cuáles son las capas de la piel?

Ahora pasaremos hablar un poco sobre la a anatomía de la piel. La piel está formado por dos capas. La epidermis, capa superficial compuesta por un epitelio escamoso estratificado que al endurecerse forma una estructura queratinizada. La dermis que subyace a la epidermis, compuesta por tejido conectivo en su mayoría. La dermis nutre a la epidermis, ya que esta última es avascular.

Aunque, la epidermis y la dermis están bien conectadas, al producirse una fricción como cuando nos queda muy pequeño una zapatilla, puede desprenderse una capa de la otra y formar ampollas producto del líquido intersticial.

Partes de la piel. Estructura de la piel.
Imagen 2. Sistema tegumentario: estructura de la piel. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología.

Pregunta:
¿Cómo el sistema tegumentario contribuye a mantener la homeostasis del cuerpo?

¿Qué es la epidermis?

La epidermis es la capa más superficial de la piel, es delgada y está compuesta por un tejido epitelial queratinizado. Tiene cinco capas, también llamados estratos, las cuales son: estrato córneo, lúcido, granuloso, espinoso y basal. Siendo el estrato córneo el más superficial y el basal el más profundo.

Las células de la epidermis son:

  • Queratinocitos: producen la queratina.
  • Melanocitos: fabrican la melanina.
  • Células de Langerhans: asociadas a la protección inmunológica.
  • Células de Merkel: relacionadas con las sensaciones táctiles.

La mayoría de las células son queratinocitos, estas componen el 90% y producen la proteína fibrosa: queratina, que contribuye a que la epidermis sea resistente y tenga protección de factores ambientales.

Los melanocitos componen el 8% de las células y al ser estimulados por la radiación solar, producen melanina. Un pigmento que varía entre los colores amarillo, marrón y negro y que es determinante en el color a la piel de una persona.

Partes-de-la-epidermis
Imagen 3. Capas de la epidermis. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología.

Algunas características de la epidermis son:

  • Es avascular ya que carece de vasos sanguíneos y linfáticos (se nutre por medio de la dermis). Es por eso que un hombre puede afeitarse sin temor a morir desangrado si se corta.
  • Posee algunas terminaciones nerviosas que nos permiten percibir las sensaciones ya sean placenteras o de dolor y temperatura.
  • Es regenerativa y pigmentada.

¿Qué es la dermis?

La dermis es la segunda capa de la piel, es mucho más profunda que la epidermis y ayuda a mantener el cuerpo unido. Está formada por una red densa, firme y entrelazada de fibras de colágeno (tejido conectivo). Estas fibras proporcionan fortaleza y resistencia a la piel (resistencia a la tensión de tracción o de estiramiento).

La dermis es más gruesa en la superficie dorsal del cuerpo que en el lado ventral. Por ejemplo, es especialmente gruesa en las palmas de las manos y en las plantas de los pies, pero es bastante fina en los párpados. La dermis se subdivide en las siguientes dos capas: papilar (superficial) y reticular (profunda).

La capa papilar contiene en su superficie las papilas dérmicas. Todas las papilas dérmicas contienen asas capilares (vasos sanguíneos) y algunas también presentan receptores táctiles llamados corpúsculos de Meissner. Mientras que en la capa reticular se encuentran las glándulas sudoríparas, glándulas sebáceas, folículos pilosos y receptores de presión, denominados corpúsculos de Pacini.

Algunas características importantes de la dermis son:

  • Hay pocas células como fibroblastos, macrófagos y adipocitos.
  • En esta capa de la piel se encuentran las glándulas sebáceas, las glándulas sudoríparas y folículos.
  • Es atravesada por vasos sanguíneos que permiten la difusión de nutrientes hacia la dermis.
  • Posee fibras de colágeno cuya distribución determina las líneas de tensión de la piel (líneas de Langer)

Líneas de Langer (líneas de tensión)

En este sentido, tenemos las fibras de colágeno, las mismas se encuentran en la dermis y discurren en forma de espirales longitudinales en los miembros y transversalmente en el cuello y en el tronco. Estas fibras son elásticas y con el pasar del tiempo comienzan a perder esta capacidad, en consecuencia, la piel en personas de edad avanzada luce arrugada o que cuelga del cuerpo.

La distribución de las fibras de colágeno determina la dirección de las líneas de Langer. Conocer estas líneas es muy útil, ya que una herida perpendicular a ellas, tomara más tiempo en sanar que una herida que sea paralela. Esto se debe a que una herida que vaya en dirección de las líneas de Langer rompería menos fibras de colágeno.

Líneas de Langer
Imagen 4. Líneas de tensión. Las heridas o incisiones paralelas a las líneas de tensión suelen curar con escasa cicatriz y rápido, ya que la rotura de fibras es mínima y las fibras no seccionadas tienden a mantener en su lugar los bordes de la sección. En cambio, en las heridas o incisiones transversales rompen un mayor número de fibras de colágeno, lo que hace que la herida quede más expuesta con la posibilidad de que se forme una cicatriz excesiva (queloide). Foto: Moore. Anatomía con orientación clínica.

Pregunta:

¿La epidermis es vascular?
¿Cuántas capas tiene la epidermis, como se llaman?
¿Qué estructuras se localizan en la dermis?
¿Qué tipo de tejido se encuentra en la dermis?

Estructura anatómicas especializadas del sistema tegumentario

Por otro lado, ahora pasaremos hablar sobre las estructuras especializadas que se encuentran en la piel. La piel necesita trabajar en conjunto con varios componentes especializados para contribuir en la protección y regulación de la temperatura de nuestro organismo. Entre ellos tenemos:

Tejido Subcutáneo

También, debajo de la dermis se encuentra una estructura profunda de tejido subcutáneo (hipodermis), compuesta principalmente por tejido adiposo. A pesar de que no se considera parte de la piel, se toma en cuenta, tiene las características y funciones:

  • Fija la piel a los órganos y estructuras subyacentes.
  • Proporciona aislamiento térmico protegiéndonos del frío y del calor.
  • Constituye la mayor parte del depósito de grasa corporal.
  • Actúa como un amortiguador de golpes y aísla los tejidos más profundos de los cambios de temperatura extremos que se producen fuera del organismo.
  • Varía según el sexo, la alimentación y según las regiones y partes del cuerpo.

Folículos pilosos

Los folículos pilosos se asocian con las glándulas sebáceas y los músculos erectores. Estos últimos van desde la dermis hasta la cara lateral del folículo. Así, cuando se presentan situaciones de estrés ya sea fisiológico o emocional, este se contrae produciendo que el tallo piloso forme un ángulo 90 grados con respecto a la piel; esto se conoce como la piel de gallina, usualmente ocurre cuando la persona tiene miedo, frío.

Alrededor del folículo piloso se encuentran muchas terminaciones nerviosas (dendritas) que son sensibles al tacto, así cuando se estimulan los pelos generan impulsos nerviosos que nos permiten sentir.

Folículos pilosos. Pelos.
Imagen 5. El pelo es una proliferación epidérmica compuesta por células epidérmicas queratinizadas muertas. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología

Glándulas sebáceas

Las glándulas sebáceas son estructuras que secretan una sustancia oleosa (lípidica) conocida como sebo (compuesto por triglicéridos, colesterol, proteínas y sales). Algunas funciones del sebo son:

  • Mantener la piel suave y flexible.
  • Reducir la evaporación de gran parte del agua de la piel.
  • Ayudar a mitigar el crecimiento de algunas bacterias (no en todos los casos).

Las glándulas de este tipo generalmente se conectan con los folículos pilosos. La parte secretora oleosa se encuentra en la dermis, y así, cuando el músculo erector comprime a la glándula, dicha sustancia sale a la superficie de la piel por medio de los folículos pilosos.

Glándula sebácea
Imagen 6. Corte sagital de la piel. En ella se pueden apreciar distintas estructuras como, la epidermis, un folículo piloso y su glándula sebácea. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología.

Glándulas Sudoríparas

Las glándulas sudoríparas toman vital importancia en la termorregulación de la temperatura corporal. Están muy bien repartidas por la piel de la persona. Hay entre 3.0 y 4.0 millones de estas glándulas en el organismo.

La función principal es ayudar a regulación de la temperatura del cuerpo, a través de la evaporación del sudor. Se dividen en glándulas ecrinas y apocrinas. Así, las glándulas sudoríparas ecrinas comienzan a funcionar después del nacimiento, pero las apocrinas no lo hacen hasta la pubertad.

Glandula-sudoriparas
Imagen 7. Representación de la piel donde se pueden apreciar los tipos de Glándulas sudoríparas, tanto ecrina como apocrina. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología. Foto: Mayoclinic.

Glándulas sudoríparas ecrinas

Las glándulas son ecrinas están principalmente en la frente, las palmas y las plantas. Son tubulares simples y enrolladas, mucho más comunes que las glándulas sudoríparas apocrinas. Producen el sudor, el cual está formado por agua, sales como cloruro sódico, vitamina C, ácido láctico y sustancias metabólicas como urea, ácido úrico, amoniaco.

Están llenas de terminaciones nerviosas que hacen que secreten sudor cuando la temperatura externa o la temperatura corporal son elevadas. La parte secretora está en la dermis profunda y su conducto excretor se proyecta a través de la dermis y epidermis, y termina en un poro en la superficie de la piel.

El sudor que se evapora de la piel antes de percibirse como humedad se denomina perspiración insensible. El sudor que se excreta en grandes cantidades y se observa como humedad sobre la piel se denomina perspiración sensible.

De igual manera, las glándulas sudoríparas ecrinas también producen sudor como consecuencia a al estrés emocional, como por ejemplo, por el miedo o vergüenza. Este tipo de sudor se denomina emocional o sudor frío.

Glándulas sudoríparas apocrinas

También son tubulares simples y enrolladas, se encuentran localizadas sobre todo en la piel de la axila, la región inguinal, las aréolas (área pigmentada que rodea el pezón) y las regiones de la barba de la cara de los hombres. La sección secretora de estas glándulas se localiza en la porción inferior de la dermis o en la parte superior del tejido subcutáneo.

Así, estas glándulas suelen ser mayores que las glándulas ecrinas, y sus conductos excretores desembocan en los folículos pilosos. En comparación con las secreciones ecrinas, su producto de secreción tiene aspecto lechoso y es de un color de tono amarillento. Este sudor contiene los mismos componentes que el sudor ecrino, solo que también se les suma lípidos y proteínas.

El sudor secretado por las glándulas sudoríparas apocrinas es inodoro. Sin embargo, cuando este sudor interactúa con las bacterias presentes en la superficie de nuestra piel, estas últimas utilizan las proteínas y grasas como fuente de nutrientes para su crecimiento, y le confieren al sudor un desagradable olor.

Las glándulas sudoríparas apocrinas y las ecrinas participan en forma activa en la sudoración emocional. Asimismo, las glándulas sudoríparas apocrinas secretan sudor durante las actividades sexuales.

Pregunta:

¿Cuál es la diferencia principal de las glándulas ecrinas y apocrinas en cuanto al transporte del sudor hacia la superficie de la piel?

Retináculos de la piel

Los retináculos de la piel o ligamentos cutáneos son numerosas y pequeñas bandas de fibra que se distribuyen a través del tejido subcutáneo. La función principal es unir la cara profunda de la dermis con la fascia profunda subyacente. Además, la longitud y densidad de estas bandas fibrosas determinarán el grado de movilidad de la piel.

Así si los retináculos son largos y menos densos la piel tendrá más movilidad (dorso de las manos), mientras que, si son cortos y muy densos, entonces, la piel tendrá menos movilidad (palmas de las manos y plantas de los pies).

Retinaculos-de-la-piel
Imagen 8. Retináculos de la piel. Foto: Moore. Anatomía con orientación clínica.

Pregunta:

¿Qué características tienen los retináculos de las mamas?

Uñas

Las uñas son placas sólidas, transparentes y convexas de células muertas de la epidermis. Están queratinizadas por lo que son resistentes y están localizadas dorsalmente en las partes distales de los dedos.

Las uñas son transparentes y casi incoloras, pero parecen de color rosado debido al rico suministro sanguíneo de la dermis subyacente. Una excepción es la zona que está en el extremo proximal del cuerpo de la uña que aparece como una medialuna blanca y se denomina lúnula.

Partes de la uñaDescripción
CuerpoEs su porción visible y es comparable al estrato córneo de la epidermis.
Extremo libreEs la parte que puede extenderse más allá del borde distal los dedos y es blanco porque no tiene capilares subyacentes.
RaízEs la porción que está oculta en el pliegue de la piel.
LúnulaLa parte blanca en forma de media luna en el extremo proximal del cuerpo de la uña.
HiponiquioEs un engrosamiento del estrato córneo ubicado debajo del extremo libre de la uña. Une la uña a la punta del dedo.
Eponiquio o cutículaEs una banda angosta de epidermis que ocupa el borde proximal de la uña y está formado por estrato córneo.
Matriz ungularPorción proximal de epitelio ubicado debajo de la raíz de la uña, en esta zona se producen nuevas células ungueales para el crecimiento de la uña, estas se van queratinizando más y mueren.
Tabla 2. Partes de la uña humana.

Preguntas:

¿Por qué la Lúnula es de color blanco?

Anatomia-de-las-unas
Imagen 9. Anatomía de una uña. En el siguiente esquema se puede apreciar una vista dorsal y un corte sagital de una porción de un dedo, que nos muestran las estructuras a detalles. Foto: Tortora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología.

Infografía: Relación del sistema tegumentario con los otros sistemas del cuerpo

Aportes-del-sistema-tegumentario-al-cuerpo-humano
Imagen 10. Infografía detallada de las funciones y contribuciones del sistema tegumentario, y como se relaciona con los demás sistemas del organismo. Foto: Marieb. Anatomía y fisiología humana.

Bibliografía

Moore, K., Dalley, A., y Agur, A. (2017). Anatomía con orientación clínica. Wolters Kluwer.

Tortora, G., y Derrickson, B. (2013). Principios de anatomía y fisiología. Editorial médica. panamericana.

Marieb, N. (2008). Anatomía y fisiología humana. Pearson Educación S.A.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.